Última actualización: 19/01/2018, 13:53
Solidaridad Digital está elaborado por Inserta

Nacional

Una media de siete horas para ser atendidos en urgencias hospitalarias

Según la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública

Servimedia / Madrid- 12/01/2018

La Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (Fadsp) denunció este jueves que los servicios de urgencias hospitalarios de toda España “sufren una situación crítica”, con demoras en la atención a los enfermos “de entre seis y ocho horas en salas de espera y pasillos”, ante la epidemia de gripe.

 

Según la Fadsp, esta situación se ha agravado “con la política de recortes de recursos sanitarios públicos del actual Gobierno, especialmente de camas hospitalarias (desde 2009 hay 7.000 camas hospitalarias menos) y de recursos de la Atención Primaria, y con las políticas privatizadoras”.

 

En un comunicado, añadió que “el hecho de su sistemática repetición anual pone en evidencia la ausencia de planificación de las administraciones sanitarias y una incompetencia de las mismas. En el fondo está el interesado deterioro de la sanidad pública para favorecer su desmantelamiento y/o privatización”.

 

Para hacer frente a este grave problemas, la federación propone recuperar todas las camas cerradas para poder hospitalizar a los enfermos atendidos en urgencias que lo necesiten, ya que “una de las principales causas del caos es la imposibilidad de encontrar camas para enfermos que lo precisan y que permanecen demasiado tiempo en urgencias, saturándolas”.

 

Además, solicita establecer estructuras de coordinación hospitalaria del servicio de urgencias y de medicina interna, realizar un plan especial de inversiones de gestión pública y dotar de capacidad resolutiva a la Atención Primaria (AP) incrementando su presupuesto.

 

Respecto a este primer nivel asistencial, la Fadsp ha propuesto la creación de nuevos centros de salud para mejorar la accesibilidad, acabar con la masificación y mejorar el equipamiento, así como eliminar las trabas de acceso a los recursos diagnósticos.

“Una AP bien equipada y prestigiada evitaría que muchos enfermos vean en las urgencias hospitalarias la única solución a sus demandas de atención urgente. La AP es el único nivel asistencial que garantiza las actividades de promoción y la prevención y con capacidad para combatir la medicalización y el uso irracional de los recursos”, concluyó.

Compartir
icono de facebook para compartir icono de facebook para compartir

Comentarios

No hay comentarios asociados a la noticia

Tu comentario

Solidaridad digital financiado por fundación ONCE y Unión Europea