Última actualización: 20/02/2017, 12:59
Solidaridad Digital está elaborado por Inserta

Política social

830 millones de trabajadores ganan menos de dos dólares al día

Y más de 1.500 millones carecen de la dignidad laboral mínima

TRabajo precario

Un total de 830 millones de trabajadores en el mundo malviven con menos de dos dólares al día, mientras que más de 1.500 millones tienen un empleo vulnerable y carecen de una mínima dignidad en sus condiciones laborales.

0 comentarios

Salud

Infancia

Entrevista

Logo del Fondo Social Europeo 

Presentación de los PO Poises y POEJ en Pamplona 

Se necesita javascript habilitado y Flash Player 8+ para reproducir este contenido

Ir a la página de youtube

Nacional

Educación anuncia un plan de inclusión educativa

Durante su intervención en el Consejo de Ministros de Educación de la Unión Europea

Vida asociativa

La ONCE recibe el premio Albéitar 2016 por su labor con los perros guía

Más de mil españoles utilizan uno

Accesibilidad

Aena atendió a 1,4 millones de personas con movilidad reducida en 2016

Un 14% más que el ejercicio anterior

Deportes

Ajedrecistas ciegos aprenden técnicas con el maestro Valery Salov

Hasta el 23 de febrero, en El Escorial

Cultura y ocio

"La relación entre Elena Fortún y Carmen Laforet es una pieza clave en la genealogía de nuestro feminismo"

Nuria Capdevila, catedrática de Estudios Hispánicos y de Género de la Universidad de Exeter

Juegos ONCE 
Logo de FSc Inserta 

Tribuna

Por una sociología de la discapacidad

Recibo con profunda satisfacción este premio, que reconoce una larga trayectoria de investigación dedicada a profundizar en el conocimiento de la discapacidad como realidad social. Dice el acta del jurado que he sido pionero de la sociología de la discapacidad, y es cierto que hace ya bastantes años que comencé a dar pasos (no sé si los primeros en España, pero pasos al fin) en esa disciplina científica.

 

Fue a finales de los setenta, en el Serem (estoy seguro que solo los más mayores recuerdan ya esas siglas), y, recién salido como estaba de la facultad, aproveché ilusionado la oportunidad que se me brindó de aplicar las reglas del método sociológico a un nuevo objeto de estudio, la discapacidad, que hasta entonces para mí era desconocido.

 

Los casi cuarenta años que, desde entonces, he dedicado a la sociología de la discapacidad me ha permitido aprender muchas cosas. Creo que la clave está en que tuve la enorme suerte de elegir no un objeto, sino un sujeto de estudio.

 

(...seguir leyendo)

Cermi 
Capacitados 

Solidaridad digital financiado por fundación ONCE y Unión Europea