Compartir en redes sociales

Incendios

Medio ambiente

17 Ene 2020

Con 83.962,69 hectáreas calcinadas por el fuego

España ardió un 15% menos por incendios en 2019 que la media de la década

Servimedia / Madrid

Los incendios forestales calcinaron el año pasado un total de 83.962,69 hectáreas en España, lo que supone un 15% menos respecto a la media del último decenio (99.082,83), después de que 2018 acabara con la cifra más baja de superficie quemada por el fuego desde 1963.

Los datos provisionales proporcionados por las comunidades autónomas al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y Medio Ambiente, recogidos por Servimedia, indican que del 1 de enero al 31 de diciembre de 2019 indican que 2019 fue el sexto año con menor superficie forestal quemada por los incendios en el decenio 2009-2018, por detrás de 2018 (25.695,22), 2014 (48.717,83), 2010 (54.769,88), 2013 (61.690,61) y 2016 (67.996,26).

De la superficie arrasada por el fuego, que supone el 0,302% del territorio nacional, un total de 10.166,06 hectáreas corresponden a vegetación herbácea (pastos y dehesas) y el resto, a vegetación leñosa, concretamente 47.544,31 de matorrales y monte abierto, y 26.252,32 de superficie arbolada.

El año pasado se produjeron en España un total de 10.883 siniestros forestales, de los que 3.593 fueron incendios (que arrasaron al menos una hectárea) y 7.290 conatos (menos de una hectárea quemada).

Además, hubo 14 grandes incendios forestales (más de 500 hectáreas), cuando la media del decenio es de 23, por lo que 2019 fue el cuarto año con menos cantidad de siniestros de ese tipo, sólo por detrás de 2018 (3), 2014 (7) y 2010 (11).

EL NOROESTE, LA REGIÓN MÁS AFECTADA

El noroeste (Asturias, Cantabria, Galicia, País Vasco y las provincias de León y Zamora) concentró un 43,03% de los incendios y conatos forestales en 2019, en tanto que el resto de siniestros se repartieron entre las comunidades interiores (las provincias de las regiones no costeras, salvo León y Zamora), con un 38,72%; el área mediterránea, con un 17,66%, y Canarias, con un 0,59%.

En cuanto a la superficie forestal arrasada por el fuego, un 45,98% pertenece al noroeste, un 28,50% a las comunidades interiores, un 13,69% al área mediterránea y un 11,83% a Canarias.

La superficie arbolada calcinada se produjo fundamentalmente en las comunidades interiores (33,06%), por delante del noroeste (30,26%), el área mediterránea (20,56%) y Canarias (16,13%).