Compartir en redes sociales

Escuela

Formación

29 Oct 2020

Frente a las seis semanas de los países con ingresos altos

Los niños de los países más pobres han perdido casi cuatro meses de escolarización por la pandemia

Servimedia / Madrid

Los escolares de países de ingresos bajos y medianos bajos ya han perdido casi cuatro meses de aprendizaje desde el inicio de la pandemia, en comparación con las seis semanas que, de media, han tenido los de países de ingresos altos, según un informe publicado este jueves por la Unesco, Unicef y el Banco Mundial.

El informe recopila los resultados de las encuestas realizadas en casi 150 países entre los meses de junio y octubre sobre la respuesta educativa que han dado en el contexto de la pandemia de Covid-19.

Aunque más de dos tercios de los países han reabierto total o parcialmente sus escuelas, uno de cada cuatro no ha cumplido con la fecha prevista para reabrir o aún no ha fijado una fecha para hacerlo, la mayoría de ellos países de ingresos bajos y medianos bajos.

Sólo uno de cada cinco países de ingresos bajos comunicó que los días de aprendizaje online contaban oficialmente como días escolares, reconociendo así el bajo impacto de las medidas de aprendizaje a distancia, en comparación con las tres cuartas partes de los países a nivel mundial.

Los recortes a las políticas educativas y la falta de supervisión del profesorado son otros de los problemas que afectan a los estudiantes de los países más pobres. Es más, la mitad de los encuestados en países de ingresos bajos aseguraron no tener fondos suficientes para implementar mecanismos de seguridad como instalaciones para lavarse las manos, medidas de distanciamiento social y equipos de protección para estudiantes y maestros, en comparación con el 5% de los países de ingresos altos.