Compartir en redes sociales

Brecha de género digital

Discriminación

15 Jul 2020

Aunque las mujeres tienen aún una posición desfavorable

La brecha digital de género disminuye siete puntos en los últimos 10 años

Servimedia / Madrid

La brecha digital de género ha disminuido siete puntos en los últimos 10 años (2008-2018) pasando de 8,1 a un punto, aunque las mujeres mantienen una posición desfavorable en competencias digitales y usos de Internet, según el informe 'Mujeres y digitalización: de las brechas digitales a los algoritmos', en el que ha colaborado el Instituto de la Mujer. En competencias avanzadas, como programación, la brecha en España es de 6,8 puntos, siendo la media de la UE de 8 puntos.

El porcentaje de investigadoras en el sector de servicios TIC se reduce al 23,4 %. En cuanto al porcentaje de graduados en STEM (acrónimo de los términos en inglés Science, Technology, Engineering and Mathematics), España se sitúa en la posición 12 dentro de la UE, con una diferencia entre sexos de 17 puntos. La brecha simbólica destaca datos como que solo un 6% de quienes han realizado más de 500 ediciones en Wikipedia son mujeres, son algunos de los datos que recoge el citado informe.

Respecto al empleo, solo un 2% de las mujeres ocupadas lo están en el sector TIC, frente al 5,7% de los hombres. Los hombres cobran un 8,9% más que las mujeres en su misma posición en este sector.

En cuanto a iniciativa empresarial, las mujeres apenas representan el 17% en la creación de 'start-ups'.

RIESGO DE AUTOMATIZACIÓN

Además, según el Fondo Monetario Internacional (informe Brussevich, 2018), el 11% de los puestos de trabajo ocupados por mujeres están en alto riesgo de automatización, frente al 9% de los ocupados por hombres.

Sólo un 12% de quienes participan en el desarrollo de innovaciones ligadas a la inteligencia artificial y el 'Machine Learning' con capacidad de decisión de alto nivel son mujeres. Igualmente, solo representan el 11% de las personas que programan código fuente (escribir software).

Asimismo, menos del 25% del personal investigador en inteligencia artificial en instituciones y organizaciones académicas son mujeres, mientras que en el campo de la ciberseguridad, los pocos estudios con datos señalan que únicamente el 11% de las personas que trabajan en ciberseguridad a nivel mundial son mujeres; en Norteamérica este porcentaje asciende a un 14% y en Europa desciende al 7%.