Compartir en redes sociales

Pantallazo del encuentro

Discapacidad

27 Jun 2023

Según se destacó en el XXV Conversatorio organizado por la Fundación Cermi Mujeres (FCM)

Las mujeres con discapacidad necesitan más ayuda económica y formativa por parte de la Administración

Servimedia / Madrid

Las mujeres con discapacidad necesitan más ayuda, tanto a nivel económico como de formación, por parte de la Administración Pública, según se destacó en el XXV Conversatorio organizado por la Fundación Cermi Mujeres (FCM).

En esta ocasión, Cermi Mujeres abordó la importancia de la figura de la mujer emprendedora con discapacidad.

El encuentro, moderado y dinamizado por el director de la agencia de noticias Servimedia, José Manuel González Huesa, contó con la participación de la presidenta de la Asociación de Emprendimiento y Discapacidad (Asemdis), Lidia Parra; la formadora en inclusión laboral de mujeres con discapacidad, Emma Larreta; la propietaria del espacio gastronómico ‘Irucas Cooking’, Helena Rubio; y la consultora de marca personal para emprendedores en ‘yosoylaurasanchez.com’, Laura Sánchez.

Durante el conversatorio, las cuatro emprendedoras compartieron sus experiencias profesionales e intercambiaron impresiones sobre las dificultades que encuentran las mujeres con discapacidad para llevar a cabo sus proyectos de emprendimiento.

Larreta insistió en que “hay que normalizar y, para ello, tenemos que hacer un ejercicio de empatía con los problemas ajenos. Eso va a ayudar a muchas personas a intentar emprender y creer que somos capaces”.

Rubio completó esta visión señalando que “la discapacidad no tiene nada que ver con la capacidad como profesional y ahí es donde la sociedad debe hacer un ejercicio de empatía. La uniformidad no existe y cada uno tiene unas dificultades. La discapacidad no tiene por qué resultar extraña”.

En este sentido, el nivel de exigencia fue otro de los temas que se abordaron durante el debate, y es que todas ellas coincidieron en señalar la autoexigencia, de base, que tienen las mujeres, a lo que, además, se suma el componente de la discapacidad. Todo ello, sumado al hecho de emprender, hace que se sumen más dificultades aun, tal y como apuntaron.

A la hora de abordar consejos para otras personas con discapacidad en la misma situación, todas ellas coincidieron en señalar la importancia del “sentimiento de pertenencia” a un proyecto y de creer en el mismo.

En relación a los sesgos de género que suele haber en ciertas profesiones, las cuatro mujeres emprendedoras con discapacidad coincidieron en señalar que no encuentran dicho sesgo, según sus experiencias. “Debido al trabajo que se hace hoy en día con las personas con discapacidad desde la infancia, no encontramos este sesgo, simplemente cada uno busca su hueco donde va a sentirse feliz”, apuntó Larreta.